LAER sigue recibiendo fondos estatales

0
352

El gobierno de Entre Ríos continúa financiando la estructura administrativa de lo que fue la ex LAER (Líneas Aéreas Entre Ríos), compañía que lleva más de dos años sin realizar vuelos.

En esta ocasión, mediante un decreto del 19 de abril que se publicó el 16 de agosto pasado, el estado provincial asistió a la empresa con 272.361 pesos, en concepto de «transferencias a empresas públicas no financieras».

Esta es la segunda vez que el actual gobierno de Entre Ríos, a cargo de Gustavo Bordet (PJ-FPV) transfiere fondos a LAER. En marzo de este año ya había asistido a la empresa con otros $237.174, siguiendo una práctica heredada de la gestión anterior, que llevaba millones de pesos transferidos a una aerolínea que no vuela.

En declaraciones reproducidas por APF Digital, Bordet explicó que hay empleados que siguen cumpliendo funciones cuyos sueldos hay que pagar, porque «no quieren dejar a nadie en la calle.

El gobernador dice que son ocho las personas que cobran un sueldo promedio de 20 mil pesos, por lo que todos los meses se transfieren 160 mil pesos para que nadie pierda el trabajo.

Breve historia de LAER

A continuación reproduzco un texto que escribí hace un par de años en una nota sobre LAER:

En 1967, el gobernador de Entre Ríos, Brigadier Favre, ante el aislamiento que presentaban las provincias mesopotámicas, decidió crear LAPER (Líneas Aéreas Provinciales de Entre Ríos), predecesora de LAER. Utilizando aviones Cessna 180, 337 y 402 se hacía correo aéreo uniendo a Paraná con Villaguay, Concordia, Córdoba, Concepción del Uruguay, La Paz, Rosario y Buenos Aires.

Con la llegada del nuevo Gobierno, en 1973, LAPER dejó de volar. Pero en 1983, las grandes inundaciones provocaron el cierre del puente Zárate-Brazo Largo y el túnel Hernandarias, lo que obligó a la Dirección de Aeronáutica Provincial a volver a utilizar sus Cessnas 402 junto con un helicóptero y dos IA-50 GII, para establecer una especie de puente aéreo entre Gualeguay y el Aeroparque. Una vez normalizada la situación, se suspendieron los vuelos.

A raíz de un paro de los pilotos de Aerolíneas Argentinas en 1986, el nombre LAER se utilizó por primera vez, sobre los IA -50 GII, haciendo el recorrido Paraná – Gualeguaychú – Aeroparque.

En noviembre de 1987 llegó un Saab 340, y en mayo de 1988 se definió el nuevo logotipo y los colores de LAER.

En febrero de 1989, Aerolíneas Argentinas dejó de volar a Paraná, haciendo necesaria la continuidad de LAER, pero el Saab 340 resultaba antieconómico, por lo que en septiembre de ese año fue devuelto. Luego de una gran restructuración, LAER se alistó para cubrir el vacío dejado por Austral e incorporó a sus destinos a Goya y Reconquista.

Al suspender Aerolíneas Argentinas sus vuelos a Paraná, LAER necesitaba consolidar su crecimiento, por lo que decidió incorporar los Jetstream 31 a su flota. Estos le dieron más vida a la empresa, marcando el comienzo de una nueva etapa. Ampliando sus frecuencias y destinos hacia la Provincia de Buenos Aires y Santa Fe.

A mediados de 1998, LAER incorpora los ATR-42-300 y allí comienza a extender su red de ciudades hacia las provincias de Buenos Aires, La Pampa, Chaco y Montevideo, en Uruguay.

LAER adquiere de la Fuerza Aérea el Fokker F28 (Tango-04), para saldar una deuda que la Nación tenía con Entre Ríos, lo que le permite entrar en la era jet.

Publicidad de LAER - Año 2001
Publicidad de LAER – Año 2001

El 19 de abril de 2002, agobiada por la crisis económica, LAER suspende sus operaciones, pero en 2007, gracias a un acuerdo con Macair Jet, LAER vuelve a volar a destinos como Paraná, Concordia y Buenos Aires.

En 2009 se reemplaza a Macair Jet por Flying América, hasta 2011, cuando vuelve a ser Macar la encargada de llevar adelante las operaciones de la compañía. Se extienden servicios hasta Goya, Mercedes y Reconquista, hasta que en agosto de 2013 se paralizan nuevamente debido a las restricciones impuestas a la operación de aeronaves de menos de 30 plazas en el Aeroparque Jorge Newbery.

Un par de meses después vuelven a retomarse los vuelos con Macair entre Concordia y el Aeroparque Jorge Newbery, operación que duraría hasta enero de 2014. Entre Paraná y Buenos Aires los vuelos se retomaron con aeronaves Saab 340 de Sol Líneas Aéreas, pero sólo hasta febrero de 2014, ya que en marzo Aerolíneas Argentinas empezó a operar la ruta después de 25 años, tornando inviable (e injustificable políticamente) la existencia de los vuelos subsidiados por la provincia.

Desde entonces la aerolínea no ha vuelto a operar, sea mediante asociación con otra compañía o bajo su propio nombre

Deja un comentario