El aeropuerto de Trelew incorporó un medidor de cenizas

0

Fruto de las recurrentes cancelaciones de vuelos por ceniza volcánica del volcán Puyehue desde el año pasado, el aeropuerto de Trelew incorporó un medidor electrónico de cenizas, que indica con exactitud cuál es la cantidad de partículas en el aire. Según se explicó, el artefacto, llamado Topaz, mide las cenizas en gramos por metros cúbicos de aire.

“Esto representa un avance en las mediciones. Se brinda un informe preciso respecto de la dimensión de las cenizas. Es algo que no teníamos. Antes, cuando enviábamos el parte no incluíamos esos datos porque no teníamos las medidas”, señaló Edgardo Arce, meteorólogo del aeropuerto Almirante Zar.

Explicó que este mismo equipamiento también se encuentra en Comodoro Rivadavia, Neuquén y Bariloche. Son ciudades que en menor o mayor medida fueron afectadas por las cenizas emanadas del Puyehue, desde junio pasado.

Mecanismo 

“El aire con ceniza ingresa por un tubo; dentro del equipo ese aire es llevado a una temperatura de 50 grados con la ayuda de un calefactor. Luego ingresa a otro tubo, donde con un láser se hace la mediación de partículas en suspensión existentes, luego son pasadas por un filtro para ser expulsadas al aire”, describió Arce.

Frecuencia

Arce explicó que la cantidad de mediciones de ceniza durante el día depende de la visibilidad.

“En días normales, se mide una vez, dos veces”, aclaró. Sin embargo, si la visibilidad es reducida, la frecuencia de las mediciones aumenta. “En esos casos, se realizan informes por hora del estado de situación”, aclaró el meteorólogo.

Riesgo 

La medida de ceniza que es considerada riesgosa se ubica entre 200 y 300 gramos por metro cúbico de aire, aunque esto no fue verificado de forma completa.

“No podemos hablar de cual es esa medida de riesgo, porque el artefacto nos llegó después de la última vez- 9 y 10 de enero- que los vuelos fueron suspendidos”, detalló Arce.

Arce aclaró que su función es informar a las autoridades y a las líneas áreas del estado del clima, presencia de cenizas incluidas. Pero que no prohíbe ni habilita el despegue y el aterrizaje de vuelos.

Informe

“Lo nuestro es un informe que brindamos. Nosotros elevamos los datos. Si las empresas consideran que les afectan lo que les informamos, lo ven y lo resuelven ellos. Entre otras cosas, ven que no pueda afectar a las turbinas y el movimiento de la nave”, explicó el meteorólogo. “Los reportes son vistos por las empresas y luego deciden qué hacer”, aclaró.

Fuente: Diario Jornada

Deja un comentario