Cessna 402 aterriza de emergencia en Santa Rosa

0

Una avioneta de Realicó debió aterrizar de emergencia anoche en el aeropuerto de Santa Rosa tras averiarse el tren de aterrizaje de la aeronave y casi cuasar una tragedia. Sin embargo, el piloto realizó una maniobra en círculos sobre el cielo con la intención de perder combustible para alivianarlo y de esta manera caer en la pista sin provocar daños mayores.

La avioneta, modelo Cessna 402 de la firma Langé, partió del Aeroclub de Realicó para realizar un vuelo de entretenimiento con nueve pasajeros, siete mayores y dos menores de edad. En un momento determinado, al regresar a la localidad norteña, el piloto e instructor, Fernando Pérez de 33 años, comprobó que el tren de aterrizaje no funcionaba por lo que debían efectuar un descenso de emergencia.

Pérez recibió la instrucción de dirigirse primero a General Pico y luego a la capital provincial. Pasadas las 22.30, una gran cantidad de bomberos, policías del aeropuerto, de la Seccional Segunda, y cuatro ambulancias se dirigieron al lugar. La avioneta empezó a dar vueltas en círculos alrededor de dos horas con la intención de consumir combustible y perder peso.

Emergencia
Alrededor de las 22.45, la luz roja y amarilla de la avioneta empezó a inclinarse a gran velocidad con dirección norte – sur. En el cielo se contemplaba las luces del aeronave cada vez más grandes, inclinándose hacia abajo hasta que todo se apagó y se oyó un impactante golpe en la cabecera norte de la pista por el lado de Winifreda. No hubo explosión aunque si chispazos y varios gritos de los numerosos curiosos. En ese momento, los bomberos, policías y ambulancias iban hacia el lugar a gran velocidad. Este medio se acercó y puso ver que el aeronave no presentaba ninguna rotura. “Estoy tratando de llegar a mi casa, mi señora está nerviosa, tuvimos una emergencia con el tren de aterrizaje, no funciono el sistema, orbitamos por la ciudad para perder combustible pero por suerte estamos todos bien”, le dijo el piloto a este diario.

Fuente: La Arena

Deja un comentario